Weltschmerz

¿Sabéis cuál es el origen del concepto weltschmerz? Nace de la unión de los vocablos welt (mundo) y schmerz (dolor, aflicción, sentimiento, pesar), procedentes del alemán.

Se trata de un término acuñado por Johann Paul Friedrich Richter, más conocido como Jean Paul, en su obra Selina (1827) para describir el descontento de Lord Byron con el mundo, especialmente manifiesto en obras como Manfred, escrito en 1821 y con una clara influencia del Fausto de Goethe. El autor definía este poema como un drama metafísico, en el que el protagonista rechaza el contacto con la humanidad y se encuentra dominado por un profundo sentimiento de culpa y remordimiento por un hecho de su pasado que desea cambiar.

weltschmerz, Romanticismo

Así pues, este término hace referencia a  este sentimiento de melancolía y pesimismo propio de los autores del Romanticismo, nacido de su incapacidad para adaptarse a la realidad del mundo en el que vivían y a la negativa a aceptar que éste nunca se volvería como su realidad soñada. Este sentimiento resultó muy inspirador para autores del calibre del ya citado Lord Byron, Leopardi, Herman Hesse o François-René de Chautebriand.

Actualmente, este concepto se utiliza para referirse a la tristeza y dolor psicológico que produce el saber que las debilidades de uno mismo vienen provocadas por su incapacidad de adecuarse al mundo, que es percibido como cruel y hostil. Estos sentimientos provocan depresiones que pueden desembocar en un deseo de evasión del mundo, similar al que llevan a cabo los hikikomori en Japón. En este sentido, es comparable al concepto de anomia, que Émile Durkheim describió en su tratado Suicidio: en las ciencias sociales, explica por qué  se dan este tipo de conductas en ciertos individuos, a quienes la sociedad no puede proporcionar las herramientas necesarias para adaptarse a la comunidad y, por ende, deciden alejarse de ella.

Vorágine

Me gustan las señoritas dispuestas al sacrificio. No me gustan los caballeros con armadura ni la orcografía.

Facebook Twitter Linkedin Email

Opina